NUEVO

Pico Alto Navazalto, Sierra de Las Villas – Cordilleras Béticas

Cuando busco algo que mostrar, cuando necesito que la naturaleza me de lo que no puedo atraer de otro lugar, son necesarias tres virtudes en ella: Ganar una recompensa personal. Recordarla Que produzca en mi un efecto fuera de lo normal y positivo, que sea mágico A...

Cuando busco algo que mostrar, cuando necesito que la naturaleza me de lo que no puedo atraer de otro lugar, son necesarias tres virtudes en ella:

  • Ganar una recompensa personal.
  • Recordarla
  • Que produzca en mi un efecto fuera de lo normal y positivo, que sea mágico

A 1385 metros el tiempo permitió poder disfrutar de forma plena de este paisaje. 15 de junio de 2016, 21:32, el atardecer llegó a tiempo, con nosotros. El entorno era frío, el aire azotaba contra el ropaje y se mezclaba con la frialdad del soplo de los pocos árboles que en la cumbre se encontraban. Sin embargo, esa energía nos rodeaba.

Os contaré algo sobre este punto.

El punto de Navazalto se encuentra en pleno corazón de la Sierra de Las Villas. Desde hace tiempo oí hablar de él. Hasta que he llegado. Es una ruta senderística de unos 4-5 km de distancia, no es complicada, es bonita. La naturaleza te rodea, el olor a pino negro se expande, el sendero es ancho, simula a una serpiente dibujando curvas a pie de la subida hacia el pico de la montaña. Aves como la abubilla te acompañan,  animales como los jóvenes cervatillos caminan contigo entre los árboles.

Frente la cumbre, Lorenzo espera en silencio la hora de su marcha. Se pone de cuclillas y poco a poco se esconde hasta unir ambos hemisferios el día y la noche, mezclándose y vistiendo el cielo. Lorenzo se espereza, sus rayos se refractan diciendo adiós hasta mañana.

Es cierto que es mágico, porque es particular. Sólo quien lo busca, lo encuentra. Solo quien lo encuentra, vuelve.